Argentina 200 años de Independencia

200 AÑOS DE INDEPENDENCIA

 

INSTITUTO NACIONAL SANMARTINIANO

Ministerio de Cultura Escudo Nacional Presidencia de la Nación

Libertador José de San Martín
Click

 

 

DOCUMENTOS

065 | Teatro de operaciones y combate - Instituto Geográfico Militar (1978)

Aspectos generales

La estrategia operacional imponía aniquilar cuanto antes al enemigo en Chile, ocupar Santiago y contar con el espacio necesario para continuar las operaciones sobre Lima. Ello imponía tácticamente, resolver entre otros los siguientes problemas: · Engañar a los realistas, sobre las líneas de invasión seguidas por los patriotas, a fin de obligarlos a mantener dispersos sus efectivos en un sobreextendido frente de aproximadamente 600 Km. Con ello se obligaba al enemigo a presentar una debilidad en su dispositivo que convenientemente explotada facilitaba, a los patriotas ser fuertes en el lugar de la decisión. · Conducir adecuadamente el personal, material y medios, durante más de 800 Km. de terreno montañoso, cruzando extensos cordones de alta montaña, carentes de recursos y poblaciones, con valles áridos y bajo temperaturas desfavorables aun en verano. · Llegar a los desemboques en aptitud de empeñarse en combate sin mayor alistamiento previo. · Lograr en el menor tiempo posible una batalla favorable para continuar las operaciones futuras.


Situación estratégica operacional a fines de 1816

Al finalizar el año 1816, San Martín había conseguido desorientar a los realistas, respecto a su principal línea de invasión. El comando enemigo creía con cierta firmeza que la masa del ejército patriota utilizaría el Paso del Planchón. A principios de 1817, Marcó del Pont empezó a recibir noticias del avance del Ejército de los Andes; pero como éstas lo señalaban tan pronto al Sur como al Norte, ordenó una serie de reconocimientos, de los cuales el único que tomó contacto con las fuerzas patriotas fue el realizado sobre Picheuta.

Lo cierto es que encontrándose el ejército patriota casi sobre el valle del Aconcagua, los realistas continuaban a oscuras sobre la situación, no habiendo podido aún establecer la principal línea de invasión y en consecuencia reunir sus fuerzas para constituir el esfuerzo principal de la defensa. Los realistas continuaban así obligados a establecer una línea defensiva con todas sus fuerzas en un amplio frente comprendido entre el valle del Aconcagua y Concepción, tal como lo había previsto el Grl. San Martín


Previsiones respecto a la batalla

San Martín previó que la decisión podría librarse en el valle del Aconcagua o en los alrededores de Chacabuco, ya que esta zona y especialmente sus alturas, era un terreno llano para ambos adversarios con respecto a la ciudad de Santiago. Si los realistas se dejaban atraer por el avance de Las Heras, la columna principal girando hacia el Sur podría actuar contra la retaguardia de aquéllos. Si los realistas no se empeñaban sobre la columna de Las Heras y dejando allí efectivos menores, volcaban su esfuerzo sobre la columna principal patriota, entonces Las Heras debía forzar la resistencia a su frente y accionar con la masa en dirección Norte, hacia el flanco y retaguardia realista. Tales eran las previsiones.


Breve síntesis de las operaciones

a. COMBATE DE PICHEUTA (24 de enero de 1817)

Este fue el primer encuentro entre fracciones del destacamento de exploración realista que al mando del Mayor Marqueli se dirigían por el camino de Juncal a Uspallata y efectivos de vanguardia de la columna patriota al mando del Cnl Las Heras.Luego del enfrentamiento, los realistas retroceden a Potrerillos donde estaba la masa del destacamento.

b. COMBATE DE LOS POTRERILLOS (25 de enero de 1817)

En la posición de Potrerillos, se encontraban efectivos del destacamento realista a órdenes del Mayor Marqueli.El Cnl Las Heras envía al Mayor Martínez con 83 infantes y 30 granaderos a caballo. Martínez ataca procurando un aferramiento y doble envolvimiento que fracasa por la inferioridad de los efectivos patriotas, la fortaleza de la posición enemiga y la amenaza de una fracción realista que se desplazaba contra el flanco patriota. De todas formas, el ímpetu del ataque recibido y la imposibilidad de mantener largo tiempo la posición, obliga a los realistas a replegarse, quedando libre el camino para Las Heras, quien queda en condiciones de tomar contacto con la columna principal.

c. COMBATE DE GUARDIA VIEJA (4 de febrero de 1817)

Continuando su misión de vanguardia, 150 infantes y 30 granaderos a caballo a órdenes del Mayor Martínez, atacan una posición realista a orillas del río Juncal.Los patriotas ejecutan un aferramiento frontal con efectivos menores y un amplio envolvimiento con la masa accionando sobre el flanco Sur de la posición enemiga que cae rápidamente.

d. COMBATE DE ACHUPALLAS (4 de febrero de 1817)

Desde el campo de los Piuquenes, Soler adelantó una vanguardia al mando del Mayor Arcos, para ocupar la zona de Las Achupallas, a fin de facilitar el pasaje del grueso de las tropas. Los realistas habían ocupado las alturas comprendidas entre el cerro de Las Puntillas y el caserío de Las Achupallas, con la intención de envolver a las fuerzas patriotas por los flancos. Ante tal situación, el Mayor Arcos ocupa una posición defensiva con parte de sus efectivos y mantiene a retaguardia una importante reserva de caballería. Producido el ataque realista, el Mayor Arcos ordena un violento contraataque que concluye exitosamente obligando la retirada realista.

e. COMBATE DE LAS COIMAS (7 de febrero de 1817)

Soler adelanta a Necochea con 140 granaderos a caballo, en misión de exploración hacia la zona de San Felipe. Al llegar a Las Coimas, Necochea comprueba la presencia de efectivos realistas aproximados a 700 hombres ocupando una fuerte posición al Este del río Putaendo. Sin esperar la llegada de refuerzos, Necochea decide atacar para lo cual divide sus fuerzas en tres fracciones.Mientras mantiene oculta una de ellas, con las otras dos simula un ataque seguido de una retirada. Tal como lo esperaba, la caballería realista se lanza en persecución, siendo entonces contraatacada simultáneamente y desde tres direcciones por los efectivos patriotas que logran la victoria en inferioridad numérica.

f. COMBATE DE CURAPALIGÜE (5 de abril de 1817)

Los realistas buscan la sorpresa y en la madrugada del 5 de abril atacan la posición patriota con efectivos aproximados de 700 hombres.

El ataque realista, aunque bien conducido, no tiene éxito ya que las avanzadas patriotas alertan y dan el tiempo y espacio necesario al grueso de los efectivos que ocupan la defensa. Los realistas son rechazados, Las Heras ocupa Concepción y ante la noticia que Ordóñez recibía 1.600 hombres de refuerzo desde Talcahuano, solicita a O’Higgins refuerzos.

g. COMBATE DE GAVILÁN (5 de mayo de 1817)

i. Situación:

1) Patriotas: Las Heras ordena ocupar una posición defensiva en las alturas próximas a Cerro Gavilán y Cerro Caracol. 2) Realistas: Resuelven atacar antes que los patriotas reciban refuerzos.

ii. Plan Realista: Atacar la posición Gavilán con dos columnas, una a órdenes de Morgado por el Oeste con 600 hombres y dos piezas de artillería

Otra, a órdenes de Ordóñez por el Este con 800 hombres y tres piezas de artillería. Ambas columnas debían accionar sobre los flancos del dispositivo, coordinando su acción con un ataque a llevar a cabo por efectivos desembarcados en el río Bío-Bío sobre la retaguardia patriota. Además, emplear efectivos de caballería sobre el río Andalien para evitar una probable retirada patriota. iii. Breve síntesis de las Operaciones:

A las 6.45 los realistas inician el bombardeo sobre Concepción, empleando nueve lanchones desde el río Bío-Bío, la columna de Ordóñez inicia el ataque al flanco izquierdo de la posición patriota, pero ante esta situación, un batallón patriota reforzado con caballería y artillería, efectúa un cambio de frente y rechazando el ataque, obliga a Ordóñez a replegarse (2do. momento). La columna Morgado que llega casi media hora después de iniciado el combate por Ordóñez se ve contraatacada por efectivos patriotas reforzados por dos compañías que O’Higgins había adelantado. Morgado es obligado a replegarse, perdiendo su artillería. Los realistas que intentan desembarcar en Concepción son también rechazados con severas pérdidas. iv. Consecuencias:

Permite a los patriotas iniciar el sitio a Talcahuano.

h. ASALTO A TALCAHUANO (6 de diciembre de 1817)

i. Breve descripción del terreno:

La península de Tumbes, con una superficie de 22 km2, está unida al continente por un istmo de un kilómetro de ancho que presenta numerosos arenales y pantanos; en ese istmo comienzan las elevaciones montañosas cuyas alturas aumentan hacia el mar. La península presentaba dos caminos de acceso, uno por la bahía de Concepción y el otro por la costa de la bahía de San Vicente. ii. Dispositivo realista:

Los realistas presentaban su posición escalonada en profundidad con dos líneas defensivas y un punto fuerte. Una primera línea se extendía desde el Cerro Morro hasta el Cerro San Vicente, presentando fuertes obras de fortificación desde donde la artillería podía cruzar sus fuegos con eficacia.Una segunda línea defensiva era la constituida por tres puntos fuertes con artillería en las alturas del Cerro El Peral, Cerro del Cura y alturas dominantes de Cerro El Morro.El punto fuerte lo constituían las obras defensivas del Cerro Centinela, cuya altura permitía dominar la zona.

iii. Fuerzas en presencia

1) Realistas: 1.700 hombres y 70 piezas de artillería. Las naves de guerra contaban con 58 cañones. 2) Patriotas: 3.700 hombres y algunas lanchas cañoneras. No hay datos precisos sobre la artillería.

iv. Breve síntesis de las operaciones

O’Higgins emplea dos agrupaciones para el ataque que dadas las características del terreno se transforma en una acción frontal. La Agrupación Conde (ataque secundario) tenía como objetivo el Castillo San Vicente en una acción conjunta por tierra y por la bahía de San Vicente. La Agrupación Las Heras (ataque principal) tenía como objetivo El Morro y Cerro del Cura. Ambas agrupaciones inician el ataque simultáneamente. Las Heras alcanza El Morro donde ve detenido su avance por el intenso fuego recibido y por la poca progresión del ataque secundario que pese a haber alcanzado las líneas de fortificación frente al Cerro San Vicente, es rechazado luego de sufrir grandes pérdidas. Ante la fortaleza de la posición enemiga, y el intenso fuego recibido, los patriotas se repliegan. v. Consecuencias:

Los realistas mantienen Talcahuano y disponen de una base de operaciones que habría de contribuir a su permanencia en suelo chileno. A ese efecto, el virrey Pezuela envía el 9 de diciembre de 1817 refuerzos al mando del General Mariano Osorio con 3.276 hombres, 10 cañones y 10 buques con la misión de bloquear el puerto de Valparaíso y avanzar contra el ejército patriota.


Instituto Nacional Sanmartiniano
Ministerio de Cultura de la Nación